sábado, 5 de abril de 2014

Motivación para la cantera

DXT, sábado 5 de abril 2014

Motivación para la cantera

Domingo treinta de marzo. Una fecha primaveral, pero la verdad es que el día era más propio de un temporal de pleno invierno que de casi el mes de abril. El Fabril jugaba en Negreira otra jornada más de la tercera división gallega, donde además, los locales se jugaban poder levantar la cabeza un poco para seguir pensando en la posibilidad de la permanencia. Poco antes de empezar el partido cual fue la sorpresa de que el asiento de al lado, vacío como tantos otros a causa de la horrible tarde que estaba, fuese ocupado por Fernando Vázquez y dos amigos. Algo habitual tratándose de un entrenador que como tantos otros, va a ojear un poco a las categorías inferiores del equipo que entrena. En la época de José Mourinho en el Real Madrid, no era extraño verle en la ciudad deportiva de Valdebebas, o lo mismo que ver a Pep Guardiola en el Mini Estadi cuando estaba a cargo del Fútbol Club Barcelona.

Pero sí es positivo ver cómo un entrenador no solo va a los partidos en casa y a pesar de estar un día más propio de quedarse en casa envuelto en tres mil mantas y con la calefacción a tope, te desplazas a ver cómo se mueven los chicos del filial fuera de casa. Fuera de su entorno, lejos de su gente y sin la “presión” de gente del club que no quita ojo de sus actuaciones cuando juegan en Abegondo. No es lo mismo la facilidad de adaptación fuera que dentro. De ahí la importancia de ver cómo una persona se desenvuelve en diferentes escenarios para poder valorar de la manera más realista posible su rendimiento.


Los últimos meses están siendo vitales para los canteranos del club. La situación económica, el nivel deportivo, la confianza del entrenador y la metodología de trabajo que se implantó en la cantera hace unos años comienza a reflejarse en Riazor. Fin a una etapa de emigración donde la formación tocaba techo en el momento de dar el salto al primer equipo. La mentalidad de que era imposible cruzar esa barrera está más que superada, y prueba de ello ver cómo el responsable principal de elegir quién da o no da el paso no solo mira en casa, sino fuera, para que todas las perspectivas cuenten. La cercanía de la gente del club es vital para creer en las oportunidades y poder motivarse en el día a día. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario